Banco BISA
Diario Digital Correo del Sur

Padres en divorcio…¿Cómo ayudar a los hijos?

04 Marzo 2018Evelyn Campos López ECOS
Padres en divorcio…¿Cómo ayudar a los hijos?

Padres en divorcio…¿Cómo ayudar a los hijos?

Mientras los padres se sienten desconsolados (o felices) por su divorcio, los hijos suelen estar asustados y confundidos por la amenaza a su seguridad personal. El divorcio puede ser malinterpretado por los niños, a no ser que los padres les digan lo que les está pasando, cómo les afecta a ellos y cuál será su suerte.

¿Hay algo que se pueda hacer para ayudar a un hijo durante y después del divorcio? La respuesta a esta pregunta es un rotundo sí.→

→Una serie de mitos

Antes de hablar del apoyo a los hijos es necesario saber que en torno al divorcio giran una serie de mitos. Por ejemplo, que los padres siempre deben permanecer juntos por el bienestar de sus hijos; que el divorcio siempre tiene efectos negativos e irreversibles sobre los hijos; que los hijos se adaptan mejor al divorcio en determinadas edades; que un divorcio puede ser sencillo; o que no hay nada que los progenitores puedan hacer para mejorar el proceso de adaptación de sus hijos durante y después del divorcio.

“El propósito de citar estos mitos es para mostrar a los padres lo que se dice del divorcio y ofrecerles formas de ayudar a sus hijos durante y después del divorcio”, manifiesta a ECOS la psicóloga Gianina Irusta, directora de Servicios Psicológicos Integrales SPI – CREER.

Categorías después del divorcio

La profesional sostiene que el bienestar de los hijos depende de lo que suceda en el transcurso y después del divorcio. Sin embargo, de acuerdo con la experiencia que los psicólogos observan en millones de parejas, está claro que la adaptación de un hijo al divorcio será menos traumática si los padres llegan a ser “compañeros perfectos” o “colegas cooperativos”, en lugar de otras posibilidades.

Es así que Constance Ahrons, de la Universidad del Southern California, y Roy H. Rodgers, de la Universidad de British Columbia, establecieron cinco categorías (ver recuadro). “En este sentido, hay muchas cosas que se puede hacer para ayudar a que un hijo se adapte a la nueva situación, tanto en el proceso de divorcio como después de él”, explica Irusta.

Conflictos

Los niños con frecuencia creen que son la causa del conflicto entre su padre y su madre, y muchos asumen la responsabilidad de reconciliar a sus progenitores, algunas veces sacrificándose a sí mismos en el proceso.

Ante la pérdida traumática de uno o ambos padres debido al divorcio, algunos niños se vuelven vulnerables a enfermedades físicas o mentales. Pero una familia puede hacer uso de su fortaleza o de sus factores positivos para ayudarlos a asumir de manera constructiva la solución al conflicto, explica la psicóloga a ECOS.

Los padres deben estar atentos a las señales de estrés persistentes en sus hijos. Los más pequeños pueden reaccionar ante el divorcio poniéndose agresivos, rehusándose a cooperar o retrayéndose, en tanto que los más grandes con frecuencia sienten mucha tristeza y experimentan un sentimiento de pérdida.

Problemas de comportamiento

Irusta sostiene que los problemas de comportamiento son muy comunes en los niños cuyos padres se están divorciando y que su rendimiento en la escuela puede afectarse. Ya sea como adolescentes o como adultos, los hijos de parejas divorciadas a menudo tienen problemas en sus relaciones y con su autoestima.

No obstante, “los niños tendrán menos problemas si saben que su mamá y su papá continuarán actuando como padres y que seguirán ayudándoles, aun cuando el matrimonio se termine y sus progenitores no vivan juntos”, agrega la experta.

Las disputas prolongadas acerca de la custodia de los hijos o la coerción hacia los vástagos para que se pongan de parte del papá o de la mamá también influye negativamente en ellos con el riesgo de que crezca el daño que les hace el divorcio.

“Las investigaciones demuestran que los niños se desarrollan mejor cuando los padres tienen la capacidad de cooperar para su bienestar”, acota.

Es importante que los padres consideren que cualquier manifestación de inestabilidad del niño como mojar la cama por la noche, mostrar comportamiento agresivo o irritable, muchas travesuras, bajo rendimiento escolar, falta de apetito, cambios bruscos en sus patrones normales de conducta o enfermedades constantes, se debe a que no están conformes con la situación y tratan de llamar la atención.

En estos casos, deben hablar con ellos y tranquilizarlos, ayudarles a aceptar la situación y rodearlos de una atmósfera de cariño y seguridad. Pero si los problemas se tornan incontrolables deben buscar ayuda profesional acudiendo a psicólogos, pediatras o psiquiatras.

Los progenitores no tienen que olvidar que deben ser padres en conjunto y no en paralelo. No hay que negarles a los niños que vean y hablen con uno de ellos, hay que dejarles que hagan preguntas, animarles a que expresen su pena, enfado y dudas de forma abierta.

También se debe facilitar el contacto con la familia extensa, pero evitar la introducción brusca de terceras personas porque es seguro que no lo entenderán.

“Si los padres siguen estas pautas o las que recomiendan otros profesionales, el proceso del divorcio no será traumático para ellos”, asegura Irusta. •

Cinco categorías de padres divorciados

Compañeros perfectos: Siguen siendo amigos y comparten las decisiones sobre los hijos.

Colegas cooperativos: No siguen siendo amigos pero cooperan por el bien de sus hijos.

Socios furiosos: Crearon un muro de ira que afecta a la relación actual y disminuye la capacidad de colaboración.

Enemigos feroces: Están tan encolerizados que no se produce ninguna colaboración.

Dúos disueltos: Dejan de tener contacto tras el divorcio.

Fuente: Constance Ahrons y Roy H. Rodgers

Hechos que producen tensión por el divorcio de los padres

Varios de los casos que mostramos a continuación pueden ser evitados como padres:

1. Mi padre o mi madre me decían que el divorcio era por mi culpa.

2. Mis padres se golpeaban o se maltrataban psicológicamente.

3. Mis familiares decían cosas malas sobre mis papás.

4. A mi padre no le gustaba que pase tiempo con mi madre.

5. Mis padres discutían delante de mí.

6. Mi papá decía cosas malas sobre mi mamá.

7. Tuve que perder mi mascota o cosas que me gustaban.

8. Mi madre se mostraba infeliz.

9. Mi padre me pregunta cosas sobre la vida privada de mi madre.

10. La gente del vecindario me decía cosas malas sobre mis padres.

Fuente: Psicóloga Gianina Irusta

Conductas de los padres a tomar en cuenta tras el divorcio

Mantener una relación sociable y amigable con el excónyuge.

No someter a los hijos a numerosos cambios como resultado del divorcio.

Procurar mantener a los hijos en la misma escuela y continuar viviendo en la misma casa.

No discutir ni pelear con el excónyuge delante de los hijos: es el factor más importante para que se adapten a vivir separados de sus padres.

Ambos deben utilizar métodos disciplinarios similares y apropiados con la edad de su hijo.

Tener el mismo límite de lo que se entiende como “conducta aceptable del niño” en ambos hogares.

No usar a los niños como mensajeros en la comunicación de los padres o como espías para saber cosas sobre la vida del excónyuge.

No hablar mal del padre o la madre delante de los hijos. Recordar que el excónyuge, ante todo, es el padre o la madre del hijo.

Es mejor para el hijo tener una base consistente y continua de visitas del padre o la madre que no vive con ellos.

Permitir que los abuelos se relacionen estrechamente con sus nietos, pero dejar en claro que la máxima autoridad son los padres.

Asegurarse de que los niños entiendan que los padres les siguen queriendo.

Los hijos deben tener la garantía de que, pese a que son necesarias las ausencias del padre, siempre regresará.

Hacer entender a los hijos que ellos no son los culpables del divorcio. Que lo que no funcionó fue la relación de los padres como pareja conyugal.

Aclarar la relación que los hijos tendrán con el padre o la madre que deja el hogar; si los visita, es necesario que sean puntuales y regulares.

Fuente: Psicóloga Gianina Irusta

 

Padres en divorcio…¿Cómo ayudar a los hijos?Padres en divorcio…¿Cómo ayudar a los hijos?Padres en divorcio…¿Cómo ayudar a los hijos?
  • 388 veces leída
  • Ecos
  • padres, divorcio, ayuda, hijos
Congreso TCP
Arca de Noé

Especial: 6 de Agosto

Especial: 6 de Agosto

Suplementos: Mundial 2018

Suplementos Mundial 2018Suplementos Mundial 2018

Especiales: 25 de Mayo

Especial: 25 de MayoEspecial: Exploración sin límitesEspecial: Leyendas de Sucre

Suplementos



Editora Canelas del Sur S.R.L.

Correo del Sur © 2018
Todos los derechos reservados

Contáctenos

Dirección:

Calle Kilómetro 7 No. 202
Casilla Postal 242, Sucre - Bolivia

Teléfonos:

Piloto: +591 4 6461531
Comercialización +591 4 6458178

Correos electrónicos:

Redes Sociales

Síguenos en:

ROOTCODE
Sistema de Gestión de Diarios Digitales v1.9.9
Desarrollado por ROOTCODE