Banco BISA
Diario Digital Correo del Sur
DOS ESCALADORES ENCONTRARON MÁS RASTROS DEL AVIÓN QUE SE ESTRELLÓ EN LA PAZ, EN 1985

Restos de una catástrofe: Una tragedia revive 32 años después

26 Febrero 2017Agencias
Restos de una catástrofe: Una tragedia revive 32 años después

Restos de una catástrofe: Una tragedia revive 32 años después

EL ACCIDENTE

El Boeing 727 partió de Asunción (Paraguay), el primero de enero de 1985, rumbo a Miami con escala en La Paz, pero algo ocurrió que se estrelló en el Illimani. Nunca se supo qué sucedió porque no se encontraron las cajas negras debido al mal clima en la zona.

Las inclemencias climáticas en el Illimani obstaculizaron en ese entonces la búsqueda de sobrevivientes y cajas negras del avión siniestrado en la Sede de Gobierno; el deshielo provocó que las partes de la nave se hicieran visibles

Fue el primer día del año 1985, cuando el vuelo 980 de Eastern Airlines que partió de Asunción con destino a Miami, se estrelló en el Illimani cuando iba a su escala en La Paz, apagando la vida de 29 personas. Las causas del siniestro son todavía un enigma, pero tras encontrarse nuevos restos de la aeronave, se abre el pedido de retomar la búsqueda.

Fueron un total de 29 las personas que perdieron la vida esa jornada, 19 pasajeros y diez tripulantes de quienes pocos restos se encontraron y cuyo destino final nunca se esclareció porque no se encontraron las cajas negras del avión. Recientemente, dos alpinistas inexpertos vinieron desde Estados Unidos y encontraron más restos de la aeronave accidentada, que en ese entonces no se pudieron rescatar por problemas de accesibilidad, según informes.

Puede parecer un tanto difícil de imaginar que la emblemática cima de La Paz oculte todavía entre sus resquicios, los restos de un avión y de aquellos que estuvieron a bordo suyo, pero especialmente, la respuesta en las cajas negras que nunca se encontraron y que podrían dar la respuesta que esperan a las familias de las víctimas que se conmovieron con la posibilidad de saber qué había pasado en el accidente, cuando Isaac Stoner y Dan Futrell informaron a autoridades de EEUU de que habían encontrado una cinta de grabación y varios pedazos de material naranja con el que están hechas las llamadas cajas negras.

Pero tras meses de espera, los análisis indicaron que lo que habían encontrado no era el material de la caja negra, sino partes de la estructura que la sostenía y la cinta de una serie de televisión popular en ese entonces.

Pero ¿cómo inició la travesía?

Isaac Stoner cuenta que fue a su compañero de piso, Dan Futrell, a quien se le ocurrió la idea un sábado por la tarde en 2015, mientras buscaba en internet avances sobre la investigación del vuelo MH370 de Malaysia Airlines desaparecido en marzo de 2014, según una nota de la BBC.

Se encontró en una página de Wikipedia con 19 registros de vuelos perdidos y uno de ellos inmediatamente llamó su atención: el vuelo 980 de Eastern Airlines que se había estrellado en Bolivia en 1985, cuando iba a aterrizar en La Paz, pero que a diferencia de los demás, las cajas negras de este avión no estaban en el fondo del mar, sino en una montaña.

Futrell, de 32 años, un ex soldado que realizó dos viajes a Irak, dice que extraña el ejercicio físico ahora que trabaja en una compañía de Internet en Boston. Y convenció a Stoner, de 31 años, que trabaja en una empresa de biotecnología, para que lo acompañara.

El Boeing 727 había partido de Asunción, Paraguay, el día de Año Nuevo de 1985, rumbo a Miami vía La Paz, y apenas había sido autorizado para aterrizar en el aeropuerto de El Alto a las 19:47, se desvió de su ruta y se estrelló en el Monte Illimani, el pico de 6.462 metros sobre el nivel del mar que se eleva sobre La Paz.

El saldo fue fatal, no quedó un solo sobreviviente.

El sitio del accidente fue localizado un día más tarde por la fuerza aérea boliviana, sin embargo un equipo de búsqueda debió regresar por las fuertes nevadas. Al menos cinco expediciones subieron la montaña en los 30 años siguientes, pero ninguna recuperó cuerpos ni grabaciones del vuelo.

LOS FALLECIDOS

Cinco miembros de una de las familias más ricas de Paraguay viajaban en ese vuelo y el embajador de Estados Unidos en Paraguay también lo hubiera hecho si no hubiese cambiado sus planes en el último minuto.

El New York Times recogió información del hecho de la aerolínea norteamericana y publicó que también falleció Marian Davis, esposa del entonces embajador de EEUU en Paraguay, Arthur Davis. La mujer iba a visitar a sus parientes.

También pereció William Kelley, director en ese entonces del Cuerpo de Paz en el país guaraní.

Entre los pasajeros estaba además un marino de EEUU, Jonathan Watson, que iba a su país para casarse.

Otras historias que salieron a la luz mencionaban que un grupo de viajeros llegó tarde al aeropuerto justo cuando cerraban puertas y no se les permitió abordar, lo que los salvó de la muerte, indica el medio digital Aeronáutica Paraguay.

EL NUEVO HALLAZGO

El 17 de mayo del año pasado los estadounidenses volaron al aeropuerto de El Alto, en Bolivia, donde se reunieron con su guía de equipo Robert Rauch, el cocinero boliviano José Lazo y el periodista Peter Frick-Wright, quien escribió una historia detallada para la revista Outside.

Rauch les dijo que los podía llevar al lugar donde estaban los restos del avión. “Resulta que el glaciar donde se había estrellado el avión se había retirado y no había mucha nieve, por lo que podríamos ver restos no vistos en décadas", dice Stoner.

Rauch también reveló que algunos de los restos habían caído sobre un acantilado, quedando a unos 900 metros por debajo del resto del avión.

Este sitio inferior era más accesible y un buen lugar para comenzar la búsqueda.

El primero en encontrar restos del avión fue el alpinista boliviano Bernardo Guarachi, unos días después del accidente, subió al Illimani en busca de sobrevivientes, pero no vio a nadie y sólo rescató algunas partes del avión, precisa un texto de La Razón.

Cuando los estadounidense se acercaron al lugar encontraron todo tipo de restos, ropa, zapatos de niños casi intactos, chalecos salvavidas y huesos humanos. Enterraron lo importante y los geolocalizaron para que sea más fácil encontrarlos, también pusieron montículos de piedras para que sean identificables.

Pero buscaban la caja negra. Lo único que entraron de a poco fueron piezas de color naranja del que son las cajas negras, una etiqueta de ellas y finalmente una cinta de grabación.

El 7 de febrero de 2017, el instituto encargado de investigar los restos publicó un comunicado.

Futrell y Stoner no habían encontrado el grabador de vuelo de la cabina, dijo, sino el bastidor que lo había fijado al avión.

Y la prometedora cinta resultó ser "una grabación de 18 minutos del episodio 'Trial by Treehouse' (Ensayo de la Casa del Árbol) de la serie de televisión 'I Spy' (Soy Espía), doblado en español".

"No hace falta decir que estamos decepcionados", escribió Futrell en su blog.

Sin embargo, significa que las dos grabaciones del vuelo están todavía en la montaña y podrían estar intactas. "Hemos demostrado que el 'terreno inaccesible' es una razón inaceptable para no cerrar esta investigación", sentenció Futrell, que espera que se retomen acciones para esclarecer el hecho.

  • 637 veces leída
  • Panorama
  • restos, catástrofe, tragedia
Arca de Noé

Especial: 6 de Agosto

Especial: 6 de Agosto

Suplementos: Mundial 2018

Suplementos Mundial 2018Suplementos Mundial 2018

Especiales: 25 de Mayo

Especial: 25 de MayoEspecial: Exploración sin límitesEspecial: Leyendas de Sucre

Suplementos



Editora Canelas del Sur S.R.L.

Correo del Sur © 2018
Todos los derechos reservados

Contáctenos

Dirección:

Calle Kilómetro 7 No. 202
Casilla Postal 242, Sucre - Bolivia

Teléfonos:

Piloto: +591 4 6461531
Comercialización +591 4 6458178

Correos electrónicos:

Redes Sociales

Síguenos en:

ROOTCODE
Sistema de Gestión de Diarios Digitales v1.9.9
Desarrollado por ROOTCODE