Banco BISA
Diario Digital Correo del Sur

OEA: ¿Organismo estéril?

25 Junio 2017Alejandro Varela/EFE
CONSIGNAS. Opositores venezolanos durante una protesta a la salida de la tercera plenaria de la 47 Asamblea General...

CONSIGNAS. Opositores venezolanos durante una protesta a la salida de la tercera plenaria de la 47 Asamblea General...

La Organización de Estados Americanos (OEA) ha exhibido ante la situación en Venezuela la misma esterilidad en defensa de la democracia que le ha llevado a tolerar en su seno desde las dictaduras militares en Chile y Argentina al actual régimen en Nicaragua, gemelo del enquistado en Caracas.

La propia tenacidad de Luis Almagro frente a Venezuela, tan inédita en un secretario general de la OEA como infructuosa, contrasta con su indiferencia ante la situación, cuestionable por las mismas razones, que se vive desde hace años en Nicaragua bajo el absolutismo de Daniel Ortega y su esposa, Rosario Murillo.

En su 47 Asamblea General, celebrada esta semana en Cancún, la OEA no ha conseguido siquiera consensuar una mera declaración sobre Venezuela.

Desde la entrada en vigor de la carta de la OEA en 1951, este organismo, de pomposo y vasto aparataje con sede en Washington y unos 90 millones de dólares de presupuesto anual, solo ha tomado dos decisiones realmente ejecutivas que hayan afectado a alguno de sus miembros, al suspender a Cuba en 1962 y a Honduras en 2009.

La suspensión de Cuba, que dejó de ser efectiva en 2009, fue justificada por los lazos del entonces régimen presidido por Fidel Castro con la extinta Unión Soviética y con China, que se consideraron desleales con los intereses americanos que representa la OEA.

La de Honduras, tras el golpe de Estado que desalojó del poder al entonces presidente de esa república, Manuel Zelaya, y también sin efecto desde 2011, fue resultado de la consecuente aplicación de la Carta Democrática que la OEA había aprobado como instrumento interno en 2001.

Es la aplicación de ese instrumento lo que Almagro ha invocado sin éxito frente a la situación que vive actualmente Venezuela.

Las transgresiones al Estado de Derecho, su propia Constitución y a derechos fundamentales como el de la libertad de expresión del régimen instaurado por Hugo Chavéz y perpetuado por Nicolás Maduro son cuando menos las mismas que las perpetradas por Ortega y Murillo en Nicaragua.

Durante su historia, la OEA ha acogido sin inmutarse a regímenes tan brutalmente dictatoriales como, entre otros ejemplos, los de las juntas militares en Argentina o el de Augusto Pinochet en Chile, o los devenidos por el aún imbatido récord de sucesión de golpes de Estado en Bolivia en la década de 1970.

Tampoco se conmovió la OEA en sus orígenes ante las dictaduras de la familia Somoza en Nicaragua, del general Alfredo Stroessner en Paraguay ni del general Rafael Leónidas Trujillo en República Dominicana.

Durante los sangrientos conflictos sufridos en Centroamérica hasta casi finales del siglo pasado, el desempeño de la OEA brilló por su inoperancia, salvo cuando ya estaban resueltos.

Las hemerotecas no recuerdan que la OEA realizara esfuerzo significativo alguno para evitar que uno de sus miembros, EE.UU, invadiera por decisión unilateral a otro de sus miembros, Panamá, en 1989, con el resultado de miles de muertos; ni mucho menos que ejecutara decisión alguna al respecto, más allá de lamentar los sucesos.

En la antesala de aquella invasión, la OEA sucumbió a las maniobras del entonces canciller del régimen militar panameño, Jorge Ritter, quien consiguió evitar, para fatalidad de su país, que las naciones americanas unidas forzaran al dictador Manuel Antonio Noriega a dimitir y a propiciar elecciones democráticas.

En la historia más reciente, siendo su secretario general el ex presidente colombiano César Gaviria, la OEA desautorizó y retiró a su jefe de la misión de observación electoral en Perú, el guatemalteco Eduardo Stein, cuando éste denunció la falta de reglas democráticas en las elecciones que se celebraban en ese país en 2000, bajo la presidencia de Alberto Fujimori, actualmente en la cárcel.

LA OEA, siendo su secretario general el brasileño Jao Baena Soraes, ya le había perdonado a Fujimori el llamado "autogolpe de Estado" que perpetró en 1992, cuando sacó los tanques a las calles y disolvió el Congreso.

La sucesión de irregulares derrocamientos e investiduras acontecida en Ecuador desde 1997, cuando su entonces presidente, Abdalá Bucaram, fue destituido por "incapacidad mental", hasta 2006, cuando fue elegido Rafael Correa, tuvo a la OEA como simple testigo respetuoso con la situación interna de uno de sus países miembros.

Asentada al menos formalmente la democracia en el continente, la gestión del antecesor de Almagro, el chileno José Miguel Insulza, se caracterizó por la grandilocuencia de unas misiones de observación electoral lideradas siempre por ilustres personajes que bendecían todo comicio allí donde fueran.

El propio Insulza, por ejemplo, lideró la observación electoral sobre el terreno y avaló los resultados en los comicios presidenciales de un convulso Haití en 2006, en los que, entre otros despropósitos, poco después de cerrados los centros de votación los corresponsales de prensa podían observar urnas derramadas por doquier y quemadas en las calles de Puerto Príncipe.

Subvención del petróleo libra a Venezuela de una condena en el foro subregional de Cancún

El Gobierno de Venezuela se libró de una condena en la OEA en su Asamblea General de Cancún (México) gracias a la influencia que aún mantiene sobre un grupo de naciones caribeñas a las que ha subvencionado petróleo durante años.

Un grupo de 14 países que suman más del 90% de población de América, liderados por potencias como EE.UU. y México, no pudieron aprobar una resolución sobre la crisis venezolana porque cuatro pequeñas naciones caribeñas les retiraron su apoyo a última hora.

Los cuatro Estados que faltaron a su compromiso están entre Granada, Haití, Surinam, Trinidad y Tobago, y Antigua y Barbuda, según informaron a Efe fuentes diplomáticas.

Su marcha atrás sorprendió al grupo de los 14 países cuando ya habían anunciado que tenían los 23 apoyos necesarios al comienzo de la reunión de cancilleres del lunes.

Las presiones de Venezuela a estos países por la deuda que tienen con la nación petrolera fueron más poderosas que las de EE.UU., el único Estado de la OEA con capacidad para contrarrestar la influencia de Caracas sobre el Caribe.

"El fracaso a la hora de asegurar los dos tercios necesarios para aprobar un texto condenatorio sobre Venezuela es un lamentable remanente de la considerable influencia que ese país llegó a tener en Latinoamérica y el Caribe", indicó Peter Hakim, presidente honorífico del centro de estudios Diálogo Interamericano.

"Pero también muestra el declive de la influencia de Estados Unidos en la región", agregó el experto, uno de los grandes conocedores de la OEA.

Algunas fuentes diplomáticas presentes en las negociaciones lamentaron que EE.UU. no haya ejercido más presión para convencer a las naciones caribeñas indecisas de apoyar la resolución crítica con Maduro.

El texto, que se quedó a tres votos de la aprobación, pedía al Gobierno chavista reconsiderar la convocatoria de la Asamblea Constituyente tal como está concebida y proponía formar un grupo de países para acompañar una nueva iniciativa de diálogo en la nación.

En ese documento, para alcanzar los votos necesarios, el grupo de los 14 había renunciado a demandas clave como pedir la liberación de los presos políticos o el cese del enjuiciamiento de civiles en tribunales militares.

"Se enfrascaron en tratar de aprobar un texto que contuviera ciertas críticas, olvidando que para ayudar no se trata de aprobar un texto, sino de generar acuerdo con los Gobiernos cercanos al régimen y presionar todos para que se concrete un esfuerzo de diálogo renovado y serio, con garantías muy concretas", señaló Mariano de Alba, abogado venezolano experto en la OEA.

En su opinión, el chavismo "fue muy hábil" en vender su mensaje porque "es verdad que la región no puede imponer una solución y para poder hacer algo necesita primero el consentimiento del Gobierno venezolano".

El chavismo ha rechazado siempre cualquier mediación de la OEA, un organismo que considera al servicio de EE.UU., y el pasado 28 de abril pidió su salida tras convocarse la primera reunión de cancilleres sobre la crisis del país en contra de su voluntad.

Como dijo el secretario general del organismo, el uruguayo Luis Almagro: "La OEA está en sesión permanente sobre Venezuela".

"Lamentablemente un puñado de Estados, bolivarianos y caribeños, mantienen secuestrada a la OEA y la dejan impotente frente a una tiranía cívico-militar que viola derechos humanos y se aferra a cualquier precio al poder", resumió el director para América de Human Rights Watch (HRW), José Miguel Vivanco.

 

  • 554 veces leída
  • Panorama
  • OEA, Venezuela, organismo, Chile, Argentina

También le puede interesar...

25 Junio 2017, 04:54

Chile busca la clasificación ante una Australia eliminada

Chile buscará hoy, domingo, ante Australia el pase a las semifinales de la Copa Confederaciones, partido en el que podría volver a la portería el capitán de La Roja, Claudio Bravo.

25 Junio 2017, 04:39

Países comienzan a llegar

Chile y Perú serán las primeras delegaciones que hoy pisarán suelo chuquisaqueño, para intervenir en el Campeonato Sudamericano de Básquetbol Femenino Sub 17, a desarrollarse esta semana en Sucre.

25 Junio 2017, 04:25

Argentina: Cristina será candidata a senadora

Por primera vez en su historia como candidata política, Cristina Fernández de Kirchner se presentará en una elección como parte de la fuerza opositora, tras la confirmación de ayer, de que buscará una senaturía por...

25 Junio 2017, 04:21

Almagro ofrece su cargo por una Venezuela "libre"

Además solicitó elecciones nacionales y con transparencia para el país caribeño

25 Junio 2017, 03:12

Hallan tesoro nazi en Argentina

La Policía Federal argentina realizó varios allanamientos donde encontró distintos objetos arqueológicos y también referencias al régimen de Adolfo Hitler.

Arca de Noé

Especial: 6 de Agosto

Especial: 6 de Agosto

Suplementos: Mundial 2018

Suplementos Mundial 2018Suplementos Mundial 2018

Especiales: 25 de Mayo

Especial: 25 de MayoEspecial: Exploración sin límitesEspecial: Leyendas de Sucre

Suplementos



Editora Canelas del Sur S.R.L.

Correo del Sur © 2018
Todos los derechos reservados

Contáctenos

Dirección:

Calle Kilómetro 7 No. 202
Casilla Postal 242, Sucre - Bolivia

Teléfonos:

Piloto: +591 4 6461531
Comercialización +591 4 6458178

Correos electrónicos:

Redes Sociales

Síguenos en:

ROOTCODE
Sistema de Gestión de Diarios Digitales v1.9.9
Desarrollado por ROOTCODE