Lecciones ajenas de las que hay mucho que aprender

Aunque hay un viejo y muy conocido dicho según el que “nadie aprende en cuero ajeno”, hay situaciones en la vida de las personas, de los grupos sociales, y también de los países, en las que no está demás observar de cerca las experiencias de quienes han recorrido ya por caminos similares al nuestro. De sus aciertos y errores se pueden extraer útiles lecciones y, en la medida que se las asimile, evitar reincidencias inconvenientes.

Las amargas circunstancias por las que están atravesando muchos países de nuestra región son muy ilustrativas al respecto. Basta ver los estragos que la corrupción en todas sus formas está causando en países vecinos para ver que no hay sociedad ni grupo social ni gobierno y mucho menos corriente ideológica alguna que pueda atribuirse seriamente una superioridad que la ponga por encima de las más bajas pasiones y ambiciones humanas.

Los casos de Venezuela y Argentina son muy aleccionadores por lo cercanos que por muchos motivos son esos países al nuestro. Sin embargo, aunque a mayor distancia, lo que está ocurriendo en Nicaragua es digno de una muy especial atención porque en ningún otro país latinoamericano ha llegado a mostrarse de manera tan descarnada el envilecimiento de la actividad política y la degeneración de una causa que en algún momento fue fuente de inspiración y esperanza para varias generaciones de jóvenes latinoamericanos.

Los extremos a los que nos referimos se manifiestan de muchas maneras, entre las que se destaca la concentración en pocas manos del poder económico y político. Las multimillonarias sumas de dinero de las que dispone con total arbitrariedad el círculo de allegados al presidente Daniel Ortega es una de las expresiones más visibles de ese fenómeno. Y como el manejo discrecional de los recursos públicos lleva inevitablemente a una tendencia similar en el terreno político, resulta muy previsible el siguiente paso del proceso. En el caso nicaragüense, a través de decisiones presidenciales como la de otorgar a su esposa el rango de “canciller en funciones”, a dos de sus hijas el de asesoras presidenciales y a su hijo mayor el de ministro sin cartera.

Mientras eso ocurre en las más altas esferas del poder político, hay como contrapartida en Nicaragua otra corriente cuya experiencia no es menos aleccionadora, aunque desde una perspectiva diametralmente opuesta. Es el caso de quienes se niegan a avalar con su silencio la deformación de la causa por la que lucharon cuando el principal reto del pueblo nicaragüense era liberarse de la dictadura de la dinastía Somoza. Todo un símbolo de esa corriente es Ernesto Cardenal, quien a sus 90 años ha asumido el liderazgo de un movimiento de resistencia contra los abusos que se multiplican pero muy especialmente contra la destrucción, en nombre del desarrollo económico, del Gran Lago de Nicaragua, lo que implicaría entre muchas otras calamidades naturales la destrucción del archipiélago de Solentiname.

Felizmente, en Bolivia estamos lejos de extremos similares. Pero también Nicaragua o Venezuela, en sus días más esperanzadores, estaban lejos de su situación actual. Razón más que suficiente para no perder de vista que nadie puede sentirse libre de la acción corrosiva de las ambiciones políticas y económicas y que siempre es preferible prevenir que lamentar.

Si algo enseñan las experiencias propias y ajenas es que nadie puede sentirse libre de la acción corrosiva de las ambiciones políticas y económicas y que siempre
es preferible prevenir que lamentar

LO MÁS LEÍDO...

El “Inde” ya tiene su equipo para la Copa
1

El “Inde” ya tiene su equipo para la Copa

Deporte
Los médicos abandonan diálogo y ratifican paro
2

Los médicos abandonan diálogo y ratifican paro

Política
Piden atender perjuicios por obras de distribuidor
3

Piden atender perjuicios por obras de distribuidor

Local
El último benemérito tiene 105 años de vida
4

El último benemérito tiene 105 años de vida

Local
¿Qué pasa en San Roque?
5

¿Qué pasa en San Roque?

Seguridad
Violación: Indicios apuntan a pareja de la madre de la niña
6

Violación: Indicios apuntan a pareja de la madre de la niña

Seguridad
Elaboran el diseño final de "Ruta de los dinosaurios”
7

Elaboran el diseño final de "Ruta de los dinosaurios”

Local
Caen sujetos que vendían facturas falsas en Sucre
8

Caen sujetos que vendían facturas falsas en Sucre

Seguridad
Hallan seis kilos de droga en vagoneta
9

Hallan seis kilos de droga en vagoneta

Seguridad
Salvatierra, presidenta por unas horas
10

Salvatierra, presidenta por unas horas

Política
Pidió una torta de Moana y le mandaron una de marihuana
1

Pidió una torta de Moana y le mandaron una de marihuana

Curiosidades
Pitbulls siembran terror en barrio de Lajastambo
2

Pitbulls siembran terror en barrio de Lajastambo

Local
Ampliación de vacación de invierno se define hoy
3

Ampliación de vacación de invierno se define hoy

Local
Aprehenden a cómplice de un asesinato en Oruro
4

Aprehenden a cómplice de un asesinato en Oruro

Seguridad
No se amplían las vacaciones en Chuquisaca
5

No se amplían las vacaciones en Chuquisaca

Local
Sancionan a maestra por violencia contra alumnos
6

Sancionan a maestra por violencia contra alumnos

Local
Percy canta: "Oh, linda La Paz... Oh, colla incapaz"
7

Percy canta: "Oh, linda La Paz... Oh, colla incapaz"

Política
La facturación de Elapas desata críticas de Fedjuve
8

La facturación de Elapas desata críticas de Fedjuve

Local
Perros atacan a una veintena de ovejas
9

Perros atacan a una veintena de ovejas

Local
Sucre: Confirman muerte de paciente por influenza AH1N1
10

Sucre: Confirman muerte de paciente por influenza AH1N1

Local